Human interfaces.

La tecnología está tan dentro de nosotros que nos identificamos con ella. Ya no decimos “mi móvil se ha quedado sin batería”, sino “me estoy quedando sin batería o no tengo batería”. Está presente en todas nuestras actividades, desde que nos levantamos hasta que nos acostamos mantenemos relaciones gestuales o funcionales con nuestros dispositivos. Esta relación es cada vez más intuitiva y cotidiana, por eso aceptamos de forma involuntaria más cambios y avances. Si prestamos atención a nuestro día a día seguro que nos cruzamos con sensores de movimiento, huellas dactilares y reacciones lumínicas. 

Descripción de la tendencia. 
Human Interfaces habla de que las relaciones con la tecnología están cada vez más integradas en el gesto humano. El sector tecnológico innova en productos más finos y pequeños con el fin de integrarlos con normalidad en el día a día. La tecnología cada vez está más cerca del cuerpo, por ello, nacen dispositivos como los wearables, prendas y accesorios electrónicos que interactúan directamente con nosotros para dar alguna función específica, como los relojes inteligentes o las zapatillas con GPS.
Más allá de estas relaciones, encontramos los embedded, objetos que se integran a la piel. Estos son menos comunes, pero los investigadores detectan que bajo la superficie de la piel se pueden implantar microchips con el fin de hacer más integrado y natural la experiencia de llevar contigo dispositivos tecnológicos.

Trend into action.

Hablamos de personas que interactúan directamente con los objetos. Apple Watch crea un nuevo servicio para recomendarte canciones en base a tu actividad física una vez detecte el ritmo de tus latidos del corazón. Ralph Lauren ha creado Polo Tech, una camiseta que monitoriza, a través de una aplicación de móvil, el ritmo cardíaco, los niveles de estrés, la respiración y la alimentación del usuario. La organización Women’s aid para el día de la mujer contabilizó la visibilidad de su campaña con la ayuda de sensores. Captaban la mirada de los viandantes cuando se dirigían a las gráficas. Por último, Ring es un nuevo producto que funciona con Bluetooth y detecta todo lo que dibujas con el dedo. Es un producto que sirve como extensión del móvil y con el que, con solo mover el dedo puedes enviar mensajes, llamar, abrir aplicaciones y escribir.

NOW Point of view.

Si echamos la vista atrás, nadie se hubiese imaginado que todos estos avances fuesen reales, ni que en 2015 los bebés aprenderían a interactuar con una Tablet antes que andar. Esto nos lleva hacia un mundo más intuitivo y práctico, donde lo difícil se convierte en fácil, con experiencias más cercanas y simples. Veremos como la marcas del futuro, con la ayuda de estas innovaciones tecnológicas, apostarán por simplificar la vida a sus consumidores. Pero lo más interesante, será ver como esta tendencia será acogida de forma rápida e involuntaria por los consumidores, porque desbloquear tu móvil con solo colocar el pulgar encima es solo el principio…